Literatura precolombina: Literatura Maya

Los mayas desarrollaron una cultura muy avanzada en la cual no estuvo excenta la literatura

En el territorio de Guatemala y la península de Yucatán, el pueblo maya-quiché desarrollo una de las más notables culturas de la América precolombina. Sin embargo, el conocimiento de su literatura es mucho más fragmentario que la de los aztecas, debido a la variedad de lenguas, las pérdidas de creaciones y la avanzada fase de dacadencia que atravesaba el mundo maya a la llegada de los españoles en el siglo XVI.

Muy poco ha sobrevivido de la poesía lírica de la literatura maya, que dió sus frutos más importantes en la prosa, caracterizada por su estilo repetitivo. Se conservan crónicas históricas, relaciones de linajes, textos sacros, etc., siendola mayoría de las obras transcripciones en alfabeto latino de antiguos libros en escritura maya. Un texto inapreciable es los Anales de Xahil, que recoge toda la cultura e historia de los cakchikeles hasta la llegada de la expedición española de Pedro de Alvarado. En la narración histórica se sucede un continuo ocaso de pueblos, y las trágicas consecuencias del enfrentamiento con los españoles de Alvarado son expuestas con gran realismo y amargura.

El Popol Vuh es una de las mayores obras literarias que trascendieron a nuestro tiempo

Sin embargo, el libro más importante de la literatura maya es el Popol Vuh, que contiene las antiguas leyendas del pueblo quiché. En su relato, de inmensa grandiosidad, se funde lo sagrado, lo mitológico, lo histórico y lo legendario. La narración abarca desde los orígenes del mundo, y la creación de la flora y fauna, hasta las varias tentativas de los dioses de dar forma al hombre, de las cuales sólo la cuarta fue definitiva, habiendo tenido lugar después de la segunda el diluvio, hasta llegar a la historia del pueblo quiché. El Título de los señores de Totonicapan, complementario del Popol Vuh, es de menor valor.

También entre los mayas se cultivó el teatro, que, igual que el azteca, recurría a la danza, el canto y la mímica. Todavía algunas representaciones de pueblos indígenas de la zona hunden sus raíces en el pasado precolombino. La obra de mayor relieve que se conserva  es el  Rabinal Achí, que consta de cuatro actos y que sobresale por la magnífica caracterización de los personajes y la grandeza de sus sentimientos, en especial del varón de los queché, que se entrega a la ejecución antes de doblar su orgullo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies